Durante el crucero

Días de navegación en un crucero

Descubre cómo sacarle el máximo provecho a los días de navegación en tu crucero. Desde actividades relajantes en el spa hasta emocionantes opciones de entretenimiento, aprovecha al máximo tu tiempo a bordo del barco.

Para muchos cruceristas, los días de navegación son verdaderamente especiales. Estas jornadas completas a bordo ofrecen una conexión única con el mar y una oportunidad para familiarizarse con el buque. Durante estos días, no hay horarios estrictos de llegada y partida en los puertos, lo que brinda una sensación de libertad y relajación incomparables. Los pasajeros tienen el día completo para disfrutar del viaje a su propio ritmo.

¿Qué significa un día de navegación?

El día de navegación en un crucero implica que el crucero no hará paradas en ningún puerto, generalmente porque está en ruta hacia su siguiente destino.

Los días de navegación son una oportunidad perfecta para exprimir al máximo todas las comodidades y actividades que el barco tiene para ofrecer. Desde disfrutar de un relajante día en el spa hasta participar de las opciones de entretenimiento que el barco organiza, los días de navegación son ideales para disfrutar al máximo de la experiencia a bordo.

Días de navegación en un crucero

Los itinerarios variados ofrecen paradas en diferentes destinos, navegando por la tarde/noche y arribando por la mañana/mediodía. Sin embargo, siempre existirán jornadas completas de navegación con la totalidad de los huéspedes a bordo. El barco es grande y está pensado y organizado para que haya espacio y comodidad para todos. No obstante, los seres humanos tenemos tendencia a “agruparnos”.

¿Qué hacer el día de navegación?

Organizarse es la clave ¿Cómo organizar los días a bordo para sobrellevar las aglomeraciones y atenuar  }esperas o evitar colas?. Se comienza la noche anterior, antes de ir a dormir.

Cada noche dejan en los camarotes el diario de abordo. Allí se encuentra todo lo que hay que saber acerca del próximo día: pronóstico del tiempo, vestimenta sugerida por la noche, promociones en bares, ofertas en el duty free, descuentos en el spa. También la información sobre horario de apertura de restaurantes, bares y toda la recreación organizada por el equipo de animación. Teniendo todo esto es muy fácil establecer las actividades del día acuerdo al “estilo” de cada uno.

¿Es posible desayunar en el camarote del barco?

El servicio de desayuno en el camarote o suite es una comodidad que muchos cruceros ofrecen a sus pasajeros. Sin embargo, es importante tener en cuenta que este servicio puede variar según la línea de cruceros y el tipo de cabina reservada.

Una opción que se puede aprovechar en estos días de navegación es pedir el desayuno a la cabina. Según el tipo de camarote o el servicio contratado será con o sin cargo. La noche anterior hay que llenar un pequeño formulario colgante para la puerta. En este se dejarán indicado el horario, cantidad de huéspedes y que desean para beber y comer. Es una buena manera de evitar filas y esperas en el buffet y/o restaurantes.

Desayuno vista al mar desde el balcon
Vista al mar desde el balcon

Desayuno en el restaurante

Por otra parte, quien desee deleitarse con un desayuno a la carta podrá asistir al restaurante. Allí serán atendidos por mozos, con la posibilidad de compartir mesa y este momento de la mañana con otros pasajeros. Los días de navegación son ideales para disfrutar de este momento ya que se cuenta con mucho tiempo libre.

Desayuno libre en el buffet

Quienes quieran pasear y recrearse con una enorme cantidad de delicias pueden dirigirse al buffet y disfrutar del self service. Panificados dulces, salados, fríos y calientes. Bebidas de todo tipo: jugos, café, leche y té. Complementos como yogur y cereales. Realmente infinidad de productos a la vista y dispuestos para auto servicio.

Consejo: ubicar primero el lugar físico para desayunar, o sea una mesa. Es algo incómodo pasearse con las bandejas del desayuno sin encontrar ubicación. No hay que olvidarse que hay espacio para todos. Las mesas son para varias personas y hay que compartirlas. En el buffet no hay sectores con exclusividad. No es correcto ocupar una mesa para 8 con 3 personas y 5 bolsos. Esta  es una excelente oportunidad para conocer a otros pasajeros. Conversar y  llevarse lo más lindo: amigos nuevos.

Dia de Navegación Media mañana

Luego de desayunar se puede disfrutar del sector de la piscina. Un rato de relax y sol nunca vienen mal. Por lo general el equipo de animación estará en el lugar con música y juegos.

Dutty free MSC Fantasia
Dutty free

Es también el momento ideal para recorrer el barco. Una gran oportunidad para conocer la tienda libre de impuestos, ya que casi todos quieren hacerlo antes o después de la cena. Transitar todas las instalaciones, ubicar los bares, el teatro, el casino. Caminar por cubierta y disfrutar de su belleza. Apreciar de la inmensidad del mar, y las maravillosas vistas que únicamente se obtienen a bordo. El horizonte infinito, la estela que deja la embarcación, el azul profundo que tiene el agua en altamar. Y sacar fotos, muchas!. La luz natural del día es fantástica para esto.

Mediodía en un día de navegación

Momento del almuerzo. Para ésto se siguen las mismas normas que en el desayuno. Estarán habilitados el restaurant y el buffet. Se puede optar por cualquiera de los dos sitios bajo la misma modalidad explicada antes. En el restaurant se puede almorzar a la carta eligiendo entre los platos ofrecidos. El buffet funciona como tenedor libre.

Almuerzo a bordo de un crucero
Almuerzo a bordo

Por la tarde en un día de navegación

Leyendo el programa del día se tiene conocimiento de dónde está “la movida” de la tarde. De acuerdo a la preferencia de cada uno podrán sumarse o evitarla. La tarde es momento de juegos y de bailes. Se desarrollan sólo en un sector de la piscina. Esto da la posibilidad de ubicarse cerca para jugar o alejarse para descansar. No se olviden que las reposeras alrededor de la pileta no son las únicas. Hay muchas de ellas en el puente superior y en el solárium.

Si quieren evitar el “ruido” es un buen momento para visitar los bares en el interior del crucero donde podrán complacerse con música en vivo y mucha tranquilidad.

Para la merienda no se habilita el restaurante.  Está disponible el buffet. También la pizzería y el sector de comida rápida. Tener cuidado con los excesos en las comidas, aún quedan muchos días por delante. Los cruceros tienen mucho para ofrecer en el aspecto gastronómico.

Atardecer a bordo de un crucero
Atardecer a bordo

Noche en un día de navegación

Finalizando la tarde es obligación recrearse con una puesta de sol en altamar. Más tarde será momento de ir a los camarotes y prepararse para la noche. Pero este momento merece un capítulo aparte.

Navegando: días completos a bordo rodeados de cientos de personas y de vacaciones. Sonreír, desconectar de la urbanización y la rutina marcan la diferencia. Conversar y ser amables con la tripulación siempre es un gran gesto. Ellos que están ahí para hacerles la vida más fácil, agradezcan. Y por supuesto! disfruten de esos momentos únicos, están viajando a bordo de sus sueños…

Para obtener más consejos e información sobre la vida a bordo no dejes de recorrer nuestro sitio!

Romina Gaucci

Redactora y editora. Disfruto escribir sobre la vida a bordo, ayudar a los cruceristas que se inician y leer sobre las experiencias de cada uno. Intercambiando consejos y mostrándoles desde mi perspectiva el mundo que me tiene encantada.

Deja una respuesta

Botón volver arriba

Bloqueador de anuncios detectado

Por favor, considere ayudarnos desactivando su bloqueador de anuncios