pros y contras
Los pros y contras de hacer un crucero.

Soy una fan de los viajes en crucero, así que haciendo un gran esfuerzo intenté ponerme objetiva. Hoy te cuento algunos aspectos a tener en cuenta antes de decidir si este es tu viaje ideal. Como cualquier forma de viajar tiene ventajas y desventajas.  Éstas radican principalmente en nuestros gustos personales. Lo que no se puede negar es que la navegación es una opción de viaje que aporta nuevas sensaciones y que recomiendo hacer aunque sea una vez en la vida. Viajar en crucero. Pros y contras.

¿Cuáles son las contras de un viaje de este tipo?

Tiempo en los destinos y planificación

Si sos de las personas que no les gusta planificar, acá podés encontrar el primer inconveniente. Las paradas en cada lugar del itinerario suelen ser de un día o unas horas. Por eso, la planificación es tu única aliada al momento de disfrutar la estadía . El tiempo te obliga a elegir qué visitar en cada sitio, ya que intentar hacer todo lo que el lugar ofrece puede resultar desesperante y poco placentero.

Excursiones organizadas con la naviera

Te dan tranquilidad en cuanto a horarios de salida y retorno. Además la ventaja de no tener que preocuparte por conseguir tu excursión en tierra. No obstante, debés tener en cuenta que es uno de los negocios de los cruceros y los precios resultan exagerados. Costos duplicados y hasta triplicados comparados con los que podés conseguir por cuenta propia. Pero deberás esperar a desembarcar en tierra y conocer la oferta en el lugar.

Cambios en el itinerario

Aunque raramente pasa, no siempre se puede cumplir con el itinerario publicado. A veces por problemas con el clima. Otras por causas de fuerza mayor. Si se pierde tiempo en alguno de los sitios programados, es probable que se deban demorar o anticipar tiempos de partida. También desviar el itinerario o incluso omitir o modificar los puertos de escala.

El uso de Internet aún es algo caro

Las redes sociales son medios de comunicación masivos y muchas veces pueden convertirse en la mejor publicidad para la naviera. Sin embargo, conectarse a internet no sólo no es gratuito sino que resulta algo caro. A estas alturas del mundo globalizado donde “compartir” es casi imprescindible para muchos, éste servicio tendría que estar incluido. Haciéndose eco de la demanda, últimamente están disponibles a precios más accesibles si son contratados por paquetes.

Aglomeraciones

Los días de navegación, como no puede ser de otra manera, está a bordo la totalidad del pasaje. Esto puede provocar colas al momento de almorzar, pocos lugares disponibles alrededor de las piscinas o tiempos de espera en algún bar. Es verdad, esto pasa pero tiene solución. Compartir mesa con otros pasajeros y optar por alguna actividad en el interior del barco. Utilizar el gimnasio o el spa. Visitar algún lounge en el que siempre vas a encontrar música en vivo. También desayunar en el camarote puede ser una gran opción los días de navegación. Recorrer las instalaciones y el duty free es otro excelente plan.

Después de lo expresado anteriormente…

¿Qué me gusta de viajar en crucero?

Paradas intensas y variadas

Si bien comenté que es poco el tiempo, lo mismo que fue expresado como una “contra” tiene su lado positivo. Vas a contar con la ventaja de amanecer cada día en un lugar diferente del mundo. Esto te da la posibilidad de conocer varios lugares en poco tiempo. Y puede servirte de guía para planificar  vacaciones terrestres basándote en los destinos visitados y cuál fue de mayor agrado.

El relax de navegar y su efecto positivo

Las olas del mar, su sonido y el aire que te rodean son únicos. De ningún otro modo de viajar vas a poder apreciar la inmensidad del mar. La paz y la desconexión que transmite  el azul intenso del agua. Los amaneceres y atardeceres que se van a grabar a para siempre en tu memoria.  Y ese suave balanceo que te recuerda constantemente lo pequeños que somos en el mundo. Tomar conciencia de lo inmenso que nos rodea y lo insignificantes que pueden ser los problemas que creíamos el centro del universo. A bordo podés vivir como en ningún otro lugar el reencuentro con vos mismo. Observar ese azul profundo sin pensar en nada más. Este es uno de los mejores ejercicios de relajación que te alejan del stress cotidiano y te invitan a la reflexión. De las terapias existentes, una de las más placenteras sin dudas.

Gastronomía

Si sos de los que disfrutan de la gastronomía vas a poder apreciar una gran variedad en el menú. A toda hora, en todo lugar y especialmente cada noche. Vas a sorprenderte con la enorme oferta gastronómica que ofrecen los cruceros. Además de los restaurantes comunes, cada barco cuenta con restaurantes temáticos. Podrás saborear platos especiales y de diferentes etnias. Si la comida gourmet no es lo tuyo … tranquilo!.  El buffet, la pizzería y el sector de comidas rápidas siempre están a tu disposición.

Entretenimiento a bordo

Desde los más chiquitos hasta los adultos mayores cuentan con entretenimiento a bordo. Está a cargo del equipo de animación, por grupos de edad en cada caso. Además, shows de nivel internacional que se ofrecen en el teatro cada noche. No tenés que pensar en nada. Todo está ahí dispuesto para que pases siempre un momento agradable y lleno de diversión.

Todo incluido

Quienes se dedican a llevar adelante la administración y organización del hogar van a coincidir conmigo. Unas “vacaciones completas” incluyen olvidarse, aunque sea por unos días, del aspecto económico y las tareas domésticas. El servicio a bordo es maravilloso. El personal siempre te hace sentir especial, atendiendo tus necesidades a cada momento. Además un crucero tiene absolutamente todo pensado para hacer de tu viaje un tiempo de disfrute pleno. Discoteca, bares, piscina, jacuzzis, teatro y restaurantes: todo está incluido en el precio. Aunque las bebidas, excursiones y spa no suelen ser de esta partida hay muchas navieras que dan la opción de incluirlos. Pueden adicionarse al precio del pasaje para que tu única preocupación sea definir por dónde empezar a disfrutar.

Amistad

Con esto llego al punto más importante. Uno de los que más disfruto y ansío en cada viaje. Permanecer varios días a bordo “ aislados “y compartiendo con otros pasajeros, nos brinda la gran oportunidad de conocer gente nueva.¡Y hacer nueva amistades!. Por unos días nos convertimos en familias y compartimos muchos momentos juntos. Cenas, excursiones, paseos, tragos, bailes, juegos. Algunas de las más bellas amistades que atesoro las hice a bordo de un crucero. Tengo la suerte de haber podido compartir ya unas cuantas vacaciones juntos y visitas recíprocas a nuestras ciudades. Es lo más lindo. Lo que uno da, lo que uno se lleva. Eso que hace que no recordemos los días sino los momentos compartidos.

 

Cada uno vive a su manera los días en un crucero. Muchos lo convierten en una pasión, otros en una forma distinta de viajar.  Lo que no deja lugar a dudas es que es una experiencia única e incomparable. Algo que tenés que hacer aunque sea una vez en tu vida, porque sólo quién la vive puede conocer su magia.

Para compartir experiencias e interactuar con otros cruceristas unite a nuestra comunidad en Facebook!!

grupo de facebook en crucero x el mundo

Comentarios

comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here